El difícil equilibrio entre razón y corazón

17.05.2021

Esta Semana Santa estuve visitando la casa de Niceto Alcalá Zamora en Priego de Córdoba. El guía nos comentaba que uno de los mayores errores que tuvo la república fue el ataque a los sentimientos religiosos. El domingo en una tertulia en LA SEXTA, José Antonio Marina, decía que la bipolaridad y radicalización que se está implantando en la sociedad española, viene como consecuencia de que se vivimos de forma emocional. En mis cursos de gestión eficaz del pequeño negocio o comercio para competir con grandes cadenas y con la venta on-line, les indico a los empresarios que una de las estrategias a implementar en su negocio es la generación de experiencias de compra encaminadas a despertar las emociones del consumidor, con el fin de provocar un aumento del consumo, puesto que hoy en día se compra más por emoción que por necesidad. Todo esto me lleva a reflexionar y observar que cuando la emoción se impone a la razón, es difícil dialogar y cómo no, llegar a acuerdos e inclusive nos hace aflorar comportamientos instintivos. Digamos sacamos la parte animal que tenemos todos y esto lleva a la radicalización del individuo y por tanto a la pérdida del sentido común. Por eso es muy importante una educación emocional, donde aprendamos a equilibrar la razón y el corazón. 

Javier Luna

Consultor, Formador y Coach.